La relación entre la herbología, las huertas y la salud: Chapinero localidad pionera

La relación entre la herbología, las huertas y la salud: Chapinero localidad pionera

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email

La relación entre la herbología, las huertas y la salud: Chapinero localidad pioneraMarzo es el mes de conmemoración de los derechos de las mujeres en el mundo, durante todo el mes la diversidad de mujeres hace acciones desde diferentes espacios, para reivindicar sus derechos, resignificar el cuidado de la vida y los territorios  y seguir luchando por un mundo mejor; y desde la Junta Administradora Local de Chapinero la edilesa Marcela Clavijo en conjunto con mujeres de esta localidad presentaron el proyecto de acuerdo “Mesa de herbología, huertas y salud de Chapinero”  el cual fue aprobado por la JAL.

La relación entre la herbología, las huertas y la salud: Chapinero localidad pionera

Durante la pandemia por el COVID 19 algunas mujeres de la localidad de Chapinero en Bogotá empezaron a hacer sus propias huertas urbanas y a tejer espacios de dialogo sobre la importancia de la alimentación saludable, lo vital de retornar a los saberes tradicionales en salud para subir las defensas y fortalecer el sistema inmune y lo clave que es la herbología en la salud de la humanidad. Fue a partir de estas juntazas que de manera colectiva se construyó el proyecto de acuerdo 001 presentado en marzo del 2021 por la edilesa de la Alianza Verde Marcela Clavijo Pinzón quien desde su primer periodo en la JAL ha demostrado un gran interés por la defensa de los derechos humanos y ambientales en la localidad dando prioridad a apuestas desde las mujeres y las comunidades más vulnerable que allí habitan.

La relación entre la herbología, las huertas y la salud: Chapinero localidad pioneraEste acuerdo local tiene como objetivos promover una cultura de autocuidado en las comunidades chapinerunas, promover la participación de la ciudadanía en el desarrollo de la herbología  y las huertas, velar por el derecho de la nutrición, la salud, el respeto a la diversidad de saberes y la multiculturalidad, promover acciones de promoción y apropiación del cultivo de plantas medicinales, salud alternativa y seguridad alimentaria, promover acciones que permitan la construcción de la Soberanía Alimentaria y de salud en pro del bienestar de la localidad, acompañar los proyectos de inversión de la administración local sugiriendo programas que se apropien de la herbología, coordinar y apoyar a la Secretaria de Salud para la implementación de nuevos modelos de atención en salud desde la visión holística de la medicina alternativa.

“Considero que si algo nos ha dejado la pandemia es una reflexión de nuestra relación con la naturaleza. Este espacio de participación permite que sabedores y sabedoras de la naturaleza participen, permite que la agroecología prospere, que se desarrollen unos dinámicas de Cadena de valor justas e  incluyentes donde se produzcan alimentos sanos y limpios que nos lleven a nueva relación con el entorno, permiten que la comunicación entre vecinos mejore, que se tenga un permanente conocimiento sobre las plantas medicinales y esto contribuye al mejoramiento de la economía de las familias de nuestra localidad. Asimismo, creo que los procesos de soberanía alimentaria deben acercarse a las zonas urbanas y periurbanas de las localidades y que de esta manera se puede hacer una gran cruzada distrital por qué no Nacional acerca de la soberanía de los alimentos protegiendo incluso los animales” Marcela Clavijo edilesa JAL Chapinero.

Según la OMS el 80% de la población mundial depende las plantas medicinales para dar una atención primaria de salud, y esto se hace mucho más evidente en países como Colombia en donde tenemos una amplia biodiversidad, que nos permite recurrir a alternativas medicinales naturales no solo para curar sino para prevenir distintos problemas de salud en la población.

La práctica de usar plantas para aliviar dolores no solo físicos sino incluso emocionales, para prevenir y tratar diferentes enfermedades e infecciones ha sido una herencia que nos dejaron nuestros/as ancestros/as desde la prehistoria en todos los continentes.

Es por esto que son cada vez más las personas retomando estos saberes ancestrales, de volver a las plantas como medicinas, de hacer conciencia sobre la soberanía alimentaria, de tener huertas en casa tanto en lo rural como en lo urbano y sobre derecho a decidir que quieren consumir, donde y quien lo produce.

Una de las mujeres que aportó a este gran proyecto para la localidad de Chapinero es Raquel Cardozo quien desde hace más de 20 años viene trabajando alrededor de la herbología “La pandemia dejó en evidencia la inequidad al acceso al sistema de salud del Estado, la fragilidad del mismo y la falta de soberanía alimentaria en los territorios, con una mesa de estas se puede lograr una mejor atención en salud, un empoderamiento en la salud de las mujeres especialmente pues son las cuidadoras de sus familias y su alrededor, construir una soberanía alimentaria,  una conciencia de prevención y promoción en salud y empezar la construcción de una soberanía en la salud que permita dejar de depender de medicamentos a los cuales muchas veces no tenemos acceso y mejorar la salud de la ciudadanía frente a la debilidad del sistema actual dado por la ley 100 para atender las enfermedades de mayor consulta. Las mujeres son quienes más asisten a consultas médicas y toman medicamentos sin atacar el origen del problema, así que los conocimientos sobre plantas no solo permitirá mejorar la salud de ellas sino de quienes ellas tienen que cuidar”.

Nuestro sistema de consumo y la cultura alrededor del cuidado, la salud y la vida merecen transformaciones y conciencia, por eso proyectos como este deben ser modelo a seguir no solo en Bogotá sino en todo nuestro territorio. Como decía  Hipócrates que la medicina se tu alimento y  que tu alimento sea tu medicina.

Ir arriba